Rojo y Negro

por soylalarva

Morrissey en El Ring de rojo y negro canta Asleep; “Cántame para dormir, no quiero levantarme solo nunca mas”. Imágenes de un joven y bello Ben Gazzara vestido de marinerito.

Morrissey empapa la camisa como si  sangrara. Delgado, etéreo, malvado y cruel suda a chorros por el escote hasta la cintura, camisa desabrochada como cuando era un ángel de cuatro ojos.

Pensamos irritados; Morrissey eres malo, violento pacifista, nihilista, irritante y un mago (de Oz o un sitio peor) Me elevas y me dejas caer con las piernas temblando tragando nostalgia y rabia porque te haces de rogar como si tus canciones preciosas fueran el Grial.

No eres fácil, ni angelical, ni concedes una lágrima de cristal a la desesperada nostalgia fan, que malo eres Mozz.

Cierro los ojos y me dejo llevar por tu duelo trágico, por tu voz tan delicada como el ala de una mariposa, evocadora de imperdibles y boina escocesa.

Cántame para dormir, no quiero levantarme solo nunca mas”

Cierro los ojos y allí, al final de The Ring, en medio de un mar de Heineken, con las sandalias pegadas al piso, Grettel K llora como la niña que va a seguir siendo forevermore.

Abro lo ojos y veo  recortada de la silueta dorada de C y siento en mi espalda el cuerpo de L protector.

Cierro los ojos. Venga ya Mozz, cántame para dormir, tengo tanto sueño y tan pocas ganas de despertar.

Se hace el silencio y se nos encoge el corazón….y te vas? y te vas? y ya te has ido?

El muy maléfico Morrissey de negro y desdén riguroso canta la última canción de la noche, mi canción.

“Soy el hijo y el heredero 
de una timidez  criminalmente vulgar
Soy el hijo y el heredero
de nada en particular
 Cierra la boca
¿Cómo puedes decir
Que hago las cosas de manera equivocada? 
Soy  humano y necesito ser amado. 
Igual que todos los demás.”

Dicen los mordaces y los fans de serie B, que se te ama y se te odia por igual.

Yo te amo Mozz, maldito seas.

Anuncios