Día Internacional del Cáncer

por soylalarva

pechosfuera

Leo en la web de AECC “El cáncer es una de las principales causas de muerte en España. Uno de cada tres varones y una de cada cuatro mujeres serán diagnosticados de cáncer a lo largo de su vida. Aproximadamente el 40% de los cánceres se pueden prevenir”. Lo que no dicen aproximadamente es cuantos van a palmar, a causa de la toxicidad o de la enfermedad o ambas. Ya que tienen estadísticas para todo, me faltan datos. Leo y me congratulo viva, que tengo derechos,  escojo dos pero no crean que los elijo al azar:

DERECHO DEL PACIENTE DE CÁNCER A LA CALIDAD DE VIDA, A LA INTEGRIDAD FÍSICA Y PSÍQUICA Y AL RESPETO A SUS VALORES Y CREENCIAS.

DERECHO DEL PACIENTE DE CÁNCER A PARTICIPAR EN LA TOMA DE DECISIONES SOBRE CUALQUIER ACTO RELATIVO A SU ENFERMEDAD.

Como hoy es el día D ( hay un día para cada cosa) escucho en la radio testimonios de investigadores, testimonios de médicos, testimonios de enfermos y enfermas. Todos a una Fuenteovejuna con el discurso positivo, el renegar se va a acabar Grettel, hay que cambiar el chip.

Lo decía Bowie;

podemos ser héroes, sólo por un día

No escucho en la radio, ni leo en los periódicos, ni en las redes sociales, ni en los prospectos que me dieron cuando me anunciaron el tratamiento y que facilitaban sin embargo varias direcciones de centros de estética,  la posibilidad de ayudar al cuerpo y al espíritu con medicina natural, bálsamos y hierbas, fundamentos homeopáticos, vitaminas y dietas depurativas para que el tóxico ya que es inevitable no sea tan nocivo. Ya que lo tenemos que pasar, que sea sin tanto sufrir.

Así las cosas, el paciente  se ve abocado a buscar a tientas un bienestar que complemente y neutralice los efectos secundarios. Alabado sea Internet y su exceso de información.

Las mayoría de los especialistas a los he escuchado durante estos últimos tiempos, las más de las veces han levantado la ceja con condescendencia cuando les he hablado de mi querencia por lo natural. No saben que si la medicina tradicional y la alternativa fueran de la mano, el paciente saldría más airoso, más fuerte, más confiado. No saben que con el paciente escuchado, comprendido, informado, responsable y consciente de los defectos y efectos de su enfermedad (según nos convenga mortal o crónica) la lucha será más exitosa. No todo va a ser ciencia ficción. ¿ Saben que la medicina tradicional es precisamente ésa que ellos llaman alternativa?

Yo creo firmemente en la necesidad de unir esfuerzos entre la medicina tradicional y la medicina que llaman alternativa. Tal vez la única vía para no enloquecer de tanto tóxico, tanta lista de espera y tanta ignominia en una enfermedad que a veces no es mortal, pero que según dicen las estadísticas es la primera causa de muerte en nuestro país y que hoy celebra su día D.

Enhorabuena a los premiados.

Anuncios